JUAN ANTONIO MAGIAS. PRESIDENTE DEL CASINO DE MURCIA. EX CONSEJERO DEL GOBIERNO DE LA COMUNIDAD Y EX DIPUTADO REGIONAL.

UN HOMBRE TRANQUILO AL QUE LE VAN LAS CARAMBOLAS

JUAN ANTONIO MEGIAS Quedamos en el Casino de Murcia, que el preside, y para el que parece vivir en estos momentos. Aunque tenemos la sensación de que disfruta con tantas cosas que no lo imaginamos dedicándose a una sola. Pero sí, cuidar, mimar, hablar de los proyectos de futuro para este lujo de la arquitectura murciana es su principal objetivo, como pone de relieve el entusiasmo con el que nos muestra algunas estancias de este “nuevo” Casino surgido tras la última intervención llevada a cabo.

Las lámparas han recobrado su prestancia, los suelos se nos aparecen como si fuesen otros, algunos lo son. Las cristaleras han cobrado un brillo especial. En definitiva, tiene sobrados motivos para sentirse orgulloso del resultado final de una restauración que se ha realizado a conciencia, como se han de hacer las cosas que merecen la pena. Y para el, merece la pena dedicarse en cuerpo y alma a esta institución a la que pertenece desde 1979 atraído por otra pasión suya, el billar. Y es que reconoce su etapa de estudiante con una gran capacidad para hacer muchas cosas a la vez como, por ejemplo, ser Jefe de la Tuna de Derecho, etapa de la que le ha quedado su gusto por la vida: eso que hace que no se dude ante la posibilidad de una buena fiesta, y es que procura sacar siempre la parte positiva de todo lo que hace. Como el Derecho del que no se confiesa absolutamente enamorado-el realmente hubiese querido estudiar algo como Egiptología, Oceanografía o Biología-, pero en el que reconoce que le aporta muchas cosas: “La formación jurídica pertenece al campo humanista y en ese terreno me siento cómodo. El derecho presta una concepción clara del equilibrio”.

Es un hombre al que no le cuesta trabajo sonreír, pero quizás sonría demasiado como para estar en política y seguramente por esto la abandonó en el 2000 después de haber sido Consejero de la Presidencia y Consejero de Turismo y Cultura del Gobierno Autónomo de la Región y Diputado Regional y creo que es la primera vez a largo de la charla que se ha puesto serio, reflexivo, cuando nos interesamos por aquella etapa suya. Y nos dice que fue una experiencia muy completa, “muy atractiva en muchas cosas y decepcionante en otras”, pero se reconoce satisfecho con aquel periodo de su vida: “Conocí gente magnífica y también conocí la peor gente, o al menos el peor lado de la gente, y fue una experiencia que me enriqueció, en lo bueno y en lo malo”.

Y continúa diciéndonos que el valor individual en la política se tiende a restringirlo, a extirparlo, porque no tiene en cuenta la individualidad y si la pertenencia al grupo “se valora que seas una persona dócil, sumisa, poco rebelde, que ingenies pocas cosas y, si ingenias alguna, ha de atender muy bien la línea jerárquica”. Y llegó un momento en que no se sentía cómodo, nos dice “en que no podía comulgar con las ruedas de molino que la política te impone, no digo que fuera un trance gozoso pero mí dejarlo, pero si fue una liberación”. Y debió de serlo, seguramente porque su vida está llena de muchas cosas que hacer. Ahora, nos confiesa, está metido en eso de la cocina y ha descubierto que puede hacer un codillo en salmuera con puerros y cava extraordinario, tan extraordinario que su hija María hasta se plantea lo de volver a estudiar a Madrid, Derecho y Económicas, ante las cualidades que su padre apunta como cocinero, que deben de ser muchas porque no se puede explicar algo con tanta pasión si no se siente lo que se relata. Y el ha despertado en nosotros la curiosidad de hacer un codillo con cava, que todo se andará.

Nos descubre que la afición le viene de su padre, del que heredó también lo del Derecho y ese dejarle jugar en la calle cuando era niño donde lo mismo mantenía importantes partidas de canicas como practicaba el peligroso juego del escondite: “No he sido nunca deportista. De crío en los Maristas al jugar al futbol yo siempre procuraba elegir lo de ser portero y formando parte de mi portería estaba mi bocadillo para comérmelo tranquilamente entre gol y gol”. Esto nos lo cuenta entre francas carcajadas así es que no se si creérmelo, pero sí, lo creo porque nos dice que sus aficiones siempre fueron tranquilas, como la lectura, la pesca con caña y claro el billar “como ejercicio violento”.

Le preguntamos si el billar tiene alguna similitud con la política; lo decimos por lo de a tres bandas y esas cosas, y con una cierta retranca huertana nos dice que, sobre todo, con el billar de fantasía, porque es la aplicación de una técnica pero, sobre todo, hay que convencer con el resultado. Y es que en el ejercicio de la política por muy bien que se haga si no llega al público no se convence y en el billar por muy extraordinaria que sea la ejecución de la carambola si al final no se consigue, no sirve para nada.

La charla la mantenemos en la cafetería de los socios. Es por la mañana, la lectura de los periódicos se impone y nosotros con un té y agua por delante tenemos tiempo para hablar de lo humano y de lo divino también y en eso entra su condición de católico practicante: “En mi vida es un elemento muy definitorio, seguramente porque la religión me permite establecer un diálogo con alguien al que no puedo engañar”.

No creo que el engañe a nadie por eso le creemos cuando nos habla de su intención de consolidar-aquí le salió su etapa de Consejero del ramo-la institución que preside como el gran atractivo turístico de Murcia, sin subvenciones públicas de ningún tipo, siendo autosuficiente para mantenerse y continuar avanzando en el atractivo ciudadano. Sí, su sueño es que se autofinancie con las cuotas de los socios y las entradas de los visitantes. Lo está consiguiendo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: