LOS MOMENTOS FELICES

SELECCION ESPAÑOLA Ya se que hay quienes dicen que la felicitad no existe, que solamente existen momentos felices. Y seguramente es así, pero cuando nos llega ese momento feliz el ser humano, nosotros, deberíamos hacer lo imposible por alargarlo, que también está en nuestras manos, muchas veces.

Y deberíamos intentar, también, alargar el momento feliz que España, toda, está viviendo con la consecución, por parte de la selección Española de Fútbol del Campeonato del Mundo de este deporte. Ya se, este triunfo no hará cambiar la realidad, ni conseguiremos que el mundo sea más justo, pero lo mismo que el llanto del ser querido hace aflorar a nuestros ojos las lágrimas, una sonrisa en los labios de quienes tenemos al lado produce también efectos contagiosos. Así es que no está mal que, por un tiempo, nos dejemos llevar por la alegría y la felicidad que depara el triunfo.

El equipo español ha sido un ejemplo de trabajo en común: barcelonistas, madridistas, valencianistas, y el resto de componentes del equipo, han olvidado por un tiempo sus rivalidades por una idea colectiva: ser los mejores en el mundial. Ellos, con su comportamiento, han venido a decirnos que el trabajo que hacemos unidos da resultados, que los enfrentamientos estériles no llevan a nada, que las individualidades: Argentina y Portugal han sido un ejemplo, terminan por no favorecer ni a las estrellas.

 

La Roja, como antes la de Baloncesto, no ha sido un conglomerado de once jugadores haciendo la guerra por su cuenta, no, ha sido un equipo formado por 23 muchachos que han buscado con fe, con ausencia de personalismos y con espíritu de equipo la gloria que beneficia a todos, dándonos un ejemplo de cómo deberíamos de actuar.

Buscar paralelismos entre un deporte y la vida real es osado por mi parte, pero no es malo que nos hagamos preguntas sobre el individualismo que emerge en algunos casos; entre los políticos de manera especial, cuando lejos de buscar el trabajo en equipo en la búsqueda del consenso que ayuda a solventar problemas, “juegan” de manera individual buscando el triunfo particular, sobre el general que, en la mayoría de los casos, no llega. No estaría mal que lo pensáramos un poco.

Publicado en Wadi-As, de Guadix, Granada, el 17-7-2010
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: