LOLA FERNÁNDEZ ARCAS. Escultora: LA EMOCIÓN Y LAS MANOS

1U2O3318 “Entonces el Señor Dios modeló al hombre de arcilla del suelo, sopló en su nariz aliento de vida, y el hombre se convirtió en ser vivo”. Un párrafo de la evocación de la creación del hombre si, pero también de la creación escultórica que Lola Fernández Arcas incluyó en su discurso como académica en la Real Academia de Bellas Artes de Santa María de la Arrixaca, gracias a la propuesta de dos grandes escultores murcianos; Antonio Campillo y José Carrilero, como no podía ser de otra manera, en una niña que cuando tenia cinco años, su madre puso en sus manos arcilla de las alfarerías de Lorca, para que comenzase a sentir las emociones de la creación artística, porque ella tuvo la fortuna de vivir una niñez marcada por una madre que adoraba el arte y un padre melómano. Unos progenitores que pusieron en marcha la primera galería de arte de Lorca, Thais, y que le inculcaron el amor por el mismo en un lugar que ama: “Me encanta Lorca, porque me parece un pueblo precioso”. Nos reconoce que era una niña obediente y sumisa y cuando nos habla de sus bondades surge la carcajada, porque ella ríe, ríe mucho y ríe bien, una risa que Marcial le invita a practicar.

 

Ella confiesa que era una niña buena de pequeña y su cara nos dice que es una buena persona de mayor. Tiene, sí, cara de buena persona y una mirada profunda a la búsqueda de la pureza de las formas en su obra que comenzó a buscar a los 12 años. Ha pasado un tiempo hasta llegar a su madurez como artista, con el reconocimiento de una institución tan señera como la Academia Santa María de la Arrixaca: “A esto no se oposita y yo lo siento como un honor. Es una lotería que te cae encima, sin comprar boleto alguno”. Pero nosotros no lo creemos así, porque ella lleva tiempo “comprando” el boleto de la formación: Historia del Arte que alternaba con cursos monográficos de modelado en la Escuela de Artes y Oficios, hasta trasladarse a Madrid donde se licencia en Bellas Artes: “El profesor Dionisio Page, que me dio modelado en la Escuela, es el que me terminó de envenenar. Me aconsejo que estudiase Bellas Artes. Un buen maestro deja huella siempre”:

A lo largo de la charla siempre guarda palabras de reconocimiento hacia los que le transmitieron su saber, seguramente porque está muy alejada de la afectación de otros y parece no dar importancia a lo que hace. Y lo que hace es un trabajo reconocido y reconocible como el Monumento a la Semana Santa de Lorca. Una impresionante escultura ecuestre y cuando le apuntamos que ella pasará a la posteridad en su tierra nos dice que esto no le impresiona: “No trabajo en pos de eso, aunque sepa que es un valor añadido porque, para mi, lo que significa es que tengo un mayor compromiso”. Un compromiso especial hacia la tierra que le vio nacer porque algunos de sus espacios muestran la obra de esta artista de especial sensibilidad: El Monumento a la bordadora lorquina, el dedicado a Narciso Yepes, el monumento al torero Pepín Jiménez.

La charla transcurre en su taller. Barro, pinceles, varias obras a medias. En una estantería pequeñas esculturas, que nos hablan de su pasión por el flamenco y repasando su obra nos inclinamos por pensar que se siente más cómoda en la figuración que en lo abstracto: “En una figuración interpretada. No es una figuración naturalista, ni por supuesto hiperrealista, aunque he hecho algo que se ha aproximado bastante, como el retrato de Pepín Jiménez; muy veraz”.

Le escuchamos y aprendemos a distinguir la dificultad de creación entre la escultura pequeña y la grande y confiesa que esta última es de mucho disfrute: “Y de mucha tensión porque es donde hay una pelea cuerpo a cuerpo con la escultura, como si esta se humanizara. En el tamaño natural es donde tienes que dar el do de pecho”.

Su obra tiene la fuerza de la vida y el reflejo de la escultura de esta tierra porque lo cierto es que sus profesores siempre la asimilaron a la estética de la escultura murciana, al concepto de escultura mediterránea, desde que comenzó en Artes y Oficios y su maestro Dionisio Page, y más tarde en Madrid García Donaire, decían de ella que “metía” el barro como los murcianos: “He nacido con esta forma de hacer. También me interesa una temática basada en la figura y en un no perder de vista la armonía de las formas, la ponderación, el equilibrio, el cuidado en las texturas, en el modelado como técnica básica. Todo ello me hace tener las señas de identidad de nuestra región”.

Una Región que está viviendo una apoteosis del arte con las Esculturas en la Calle de Manolo Valdés y la exposición de Antonio Campillo: “Es una exposición excepcional. A mi me fascina, me parece un gran maestro y un lujo para Murcia poder tener un escultor de esta altura. Aunque por suerte esta tierra sabe mucho de escultores sobresalientes: González Moreno, Planes, Carrilero, Paco Toledo, Elisa Seiquer”.

Nos habla de su trayectoria profesional, de cómo vive la escultura desde aquel momento en que expuso por primera vez, cuando tenía 22 años, y desde entonces hizo de esto su modo de vida. Y nos dice que su sueño es trabajar más porque a veces tiene el peligro de la dispersión: “El ser artista tendría que rozar lo célibe para desarrollar todo lo que llevas dentro. Las mujeres tenemos un plus de trabajo que nos resta concentración. Asumir la maternidad, que en mi caso va al cien por cien, si que te resta tiempo”.

Hablamos de lo que pretende aportar a la escultura murciana. Nos mira y sin dudar nos dice que, fundamentalmente, honestidad: “Yo no pretendo revolucionar el mundo del arte, solo quiero ser autentica conmigo misma. Lo que siento es lo que hago. No pretendo convulsionar nada, simplemente expresarme”.

Publicado en La Opinión el 5 de marzo de 2009
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: