ICETA Y EL RESPETO A LOS ORIGENES DEL PSC

Jueves, 21 diciembre, 2017

EL TRIPARTITO OBLIGÓ A MONTILLA (UN CHARNEGO QUE TENÍA QUE HACERSE PERDONAR SERLO) A MANTENER UN DISCURSO MÁS NACIONALISTA, OLVIDANDO SU GRANERO DE VOTOS.

Entramos en la Navidad, esa época de buenos deseos, mejores propósitos y poco arrepentimiento. Y lo hacemos con la incertidumbre de lo que ocurrirá en Cataluña mañana día 21 en que se celebrarán las votaciones al Parlament porque, ocurra lo que ocurra, nos tememos que será imposible librarse de otro tiempo de incertidumbre, de inquietud, de dudas sobre si tendrá lugar la convocatoria de nuevas elecciones porque, visto el debate de hace unos días en que enfrentaban en una televisión de ámbito nacional siete representantes de los partidos políticos con representación parlamentaria que se presentan a dichos comicios, no podemos ser muy optimistas sobre la capacidad de entendimiento de esas formaciones políticas, o sí. Sí vemos que el enfrentamiento que representaron en dicho debate los de Junqueras, los de Puigdemont y los de la Cup es simple pantomima porque, a la hora de la verdad, ellos defienden lo mismo. Ellos van, a lo que van. Y lo a lo que van es a la independencia de Cataluña. No ha cambiado nada desde antes de que introdujeran a todo el país en este laberinto independentista. Así es que se unirán de nuevo para continuar con su intento de secesión. Y como por otra parte la actitud de en Comú Podem, el partido de Iglesias y Colau, es todo menos clara (no les vemos apoyando la posible alianza de Ciudadanos, PSC y PP) pues nos tememos que el tema volverá a ser el mismo de antes de la convocatoria de elecciones.

Porque las cuentas no nos salen de otra manera. Iceta IIIIIY mosquea mucho la insistencia del partido de Doménech en propiciar una alianza ERC, PSC y los Comú. Peligrosa alianza en la que esperemos no caiga el PSC que ya tuvo su nefasta experiencia con lo que fue llamado el Gobierno “tripartito” que surgió como consecuencia de las elecciones al Parlament de Cataluña del 16 de noviembre de 2003. El resultado de aquellas elecciones otorgaba al PSC, 42 escaños, 23 a Esquerra y 9 escaños a Iniciativa y aunque Convergència i Unió obtenía 46 escaños , como quiera que no pudo gobernar con el PP (las cuentas no salían), la alianza de los otros partidos, el “tripartito”, propicio la investidura de Pasqual Maragall, el 20 de diciembre de 2003, conformando su gabinete con ocho consejeros del PSC, cinco de ERC y dos de ICV-EUiA, siendo nombrado de ERC, Josep Lluís Carod-Rovira, como Conseller en cap, algo así como el primer ministro de otros países o, lo que es igual, se le concedieron unas competencias desmesuradas que el señor Cardo-Rovira supo aprovechar muy bien en beneficio de su partido, antes de meter la pata con el tema de ETA.

Los resultados de las elecciones anticipadas al Parlament de 1 de noviembre de 2006 dibujaron un mapa político idéntico al de los anteriores comicios catalanes. De este modo, el Partido de los Socialistas, Esquerra Republicana e Iniciativa alcanzaron un nuevo acuerdo de Gobierno, en esta ocasión, bajo la presidencia del candidato socialista, José Montilla. Porque aunque el señor Montilla había prometido en campaña electoral que no se repetiría el tripartito, como quiera que las palabras en campaña electoral valen lo que valen, cometió el error de volver al mismo y el resultado lo están pagando. El partido socialista ha pasado de los 42 escaños del primer Tripartito a los 16 escaños que tienen hoy. Es decir, han perdido 26 escaños desde aquel 2003.

BARCELONA IIIY el PSC no puede olvidar aquello, ha de analizar lo que ha propiciado su pérdida de votos y escaños. El Tripartito obligó a Montilla, (un charnego que tenia que hacerse perdonar serlo) a mantener un discurso más nacionalista, olvidando que su granero de votos no podía estar en ese segmento y si en aquellos electores que se sienten de izquierdas, pero nunca podrán ser independentistas. En política los errores se pagan a alto precio. Esperemos que Iceta, un hombre inteligente, no cometa el mismo error que cometió el PSC en el pasado al olvidar unos orígenes que traicionaron.

Publicado en La Opinión, de Murcia, el 20-12-2017
Anuncios

HOMOFOBIA DE ALTURA

Viernes, 15 diciembre, 2017

JORDI HERNÁNDEZ BORREL HA TENIDO LA COSTUMBRE DE APROVECHAR SUS REFERENCIAS POLÍTICAS EN TWITTER PARA VERTER COMENTARIOS CLARAMENTE HOMÓFOBOS SOBRE EL CANDIDATO ICETA.

BARCELONA IIEl profesor de la Universitat de Barcelona y director del Institut de Nanociència i Nanotecnologia (IN2UB), Jordi Borrell (su nombres es Jordi Hernández Borrel, pero así no queda muy independentista) profirió días pasados insultos homófobos contra el líder del PSC y candidato a las elecciones catalanas, Miquel Iceta, escribiendo en las redes el siguiente mensaje: “Carles: no te pongas a su nivel. Iceta es un impostor. Un ignorante y un demagogo que vive del partido desde hace 30 años. Tiene los esfínteres dilatados y baila al son de Ciudadanos y del PP. Es un ser repugnante”.

BARCELONA IIIEste mensaje y otros escritos anteriormente dirigidos a Iceta, nos hablan de un personaje peligroso, muy peligroso, si tenemos en cuenta que imparte clases en la Universidad y sus enseñanzas; estas y suponemos que otras, van dirigidas a alumnos y alumnas que confiemos no sean fácilmente influenciables por un sujeto como este. Porque no se trata de un personaje rufianesco de poca formación, mala educación y mucha testosterona. No, se trata de un individuo que ocupa el máximo puesto en un Instituto que debería estar dirigido por alguien con más rigor intelectual y mucha más corrección y que, por añadidura, es profesor de una Universidad.

Un profesor homofobo, de lenguaje soez, grosero y mentiroso. Profundamente mentiroso porque, ahora que armó la que armó en las redes sociales, y que se ha visto obligado a dimir como profesor de la Universitat de Barcelona solo se le ocurre decir que el “no es homofobo, ni mucho menos”. Pero no solo es mentiroso, es también un ignorante (se puede ser profesor, homófono e ignorante; las tres cosas) porque parece desconocer que lo que se publica en las redes queda grabado para siempre, por mucho que el intentase cambiar el rastro de sus desatinos epistolares y es que, su obsesión por la condición sexual de Iceta (un señor que jamás ha ocultado la misma) viene de lejos. Sí, Jordi Hernández Borrell, ha tenido la costumbre de aprovechar sus referencias políticas en Twitter para verter sus comentarios claramente homófonos sobre el candidato del PSC a la Generalitat de Cataluña y es que, al parecer, está obsesionado con los supuestos “esfínteres dilatados” del señor Iceta como puso de manifiesto en otras ocasiones, tal y como ha revelado la prensa catalana que recuerda como el pasado 16 de noviembre, Hernández Borrell, insistía en los mismo: “El 22-D esperamos tu dimisión. Has vendido al PSC por 20 monedas. Catalunya puede prescindir de un ser malévolo como tú. Ni eres socialista ni eres catalanista. Eres un engendro de un partido de impresentables donantes de esfínteres. ¡Payaso!”. Y es que los de los “esfínteres” de Miguel Iceta parecer ser una de sus grandes obsesiones, como se refleja en otros mensajes suyos. Que digo yo que este señor debería de hacérselo mirar porque un psicólogo podría ayudarle a desentrañar dichas obsesiones. No es normal tanta fijación por el tema sin algún motivo oculto; para él.

El rector de la Universitat de Barcelona, Joan Elias, ha aceptado la dimisión de Hernández Borrell calificando de “inaceptables y ajenos a los valores universitarios” la afición de su profesor a insultar y ofender a Iceta, obligando al personaje a pedir disculpas. Pero un individuo de este “nivel”; de esta “altura intelectual”, no puede permanecer ni un día más en una institución académica que debe ser ejemplo de comportamiento. Porque no basta con los conocimientos académicos (que también podemos ponerlos en duda) es que no es posible que alguien con este comportamiento permanezca en el grupo de profesores de una institución tan prestigiosa.

Confiemos en que, pasado el tiempo, la Universitat de Barcelona no caiga en la tentación de incorporar de nuevo a Jordi Hernández Borrel, sencillamente porque este señor está descalificado para impartir enseñanzas en cualquier institución decente.

Publicado en La Opinión, de Murcia, el 13-12-2017

EL GOBIERNO DE MURCIA Y LA ENSEÑANZA

Miércoles, 6 diciembre, 2017

EL 74,9% DE LOS INGRESOS DE LOS CENTROS CONCERTADOS DE ENSEÑANZA DE LA REGION DE MURCIA PROCEDEN DE SUBVENCIONES PÚBLICAS.

Asombra oír a los distintos concejales y consejeros de los más diferentes ayuntamientos y comunidades diciendo cosas como “hemos hecho historia”, “estamos a la cabeza de…” y expresiones por el estilo, cuando entienden que lograron solucionar algún problema que afecta a los ciudadanos, no importa el alcance del mismo. Ellos, invariablemente, utilizan un estilo grandilocuente para resaltar sus esfuerzos, buscando el reconocimiento y la admiración de los proclives a creerles todo y el asombro de los menos crédulos que no se manifiestan porque ya les suena a muchas veces oído y no son fácilmente impresionables.

Así es que, acostumbrados a estos “logros”, hemos echado en falta que el Gobierno autonómico no presuma que Murcia se encuentre entre las comunidades que más dinero destina a la educación concertada. Sí, cuando realmente “sí tenemos motivos para presumir”, al consejero de turno y al presidente, de turno también, les entra un ataque de modestia y no aparecen en rueda de prensa (sin preguntas a ser posible) para presumir de “hacer historia” y poner a Murcia “a la cabeza”. Y no, no han salido a informar, a pregonar a los cuatro vientos que una comunidad con tantas carencias en la educación publica como esta invierte en la enseñanza concertada 3.005 euros por alumno, lo que la sitúa en cuarto lugar en España al aportar casi el 75% de los ingresos de estos centros. Sí, así, como suena. El 74,9% de los ingresos de los centros concertados de enseñanza de la Región de Murcia procedieron de subvenciones públicas en el curso 2014-2015, mientras que un 23,7% correspondió a las cuotas abonadas por las familias y un 1,4% de otras fuentes privadas. Mientras tanto, la media estatal de las distintas comunidades autónomas en la enseñanza concertada y privada es de 2.869 euros. Datos que nos hablan de que nosotros somos más chulos que un ocho y echamos el resto para ponernos a la cabeza, porque “si hay que ir, se va”.

INSTITUTO SANJEY esto nos parecería muy bien si las plazas del profesorado en la enseñanza pública estuviesen cubiertas; que no es así. Si los centros públicos no careciesen de los servicios más imprescindibles; que lo es, y si los centros, gran numero de ellos, no estuviesen en la más completa ruina, que lo están. Si todo esto no ocurriese, nos parecería muy bien que el Gobierno Autónomo disparase con “pólvora del rey” y gastase el dinero sobrante en esos colegios y escuelas privadas que tan queridas le son al presidente. Un presidente que parece disfrutar pregonando eso de “nosotros defendemos la libertad de los padres para elegir la educación de sus hijos”, porque le debe de parecer el colmo de la progresía, pero nos da la impresión de que no se ha preguntado si muchos padres no se ven obligados a llevar a sus hijos a la escuela publica porque ellos no pueden permitirse el lujo de poder elegir. Y no es que piensen que el profesorado es mejor en la concertada, en absoluto. Es que si los llevasen a esos colegios, sus hijos tendrían buenas instalaciones deportivas, algo que brilla por su ausencia en la mayoría de los colegios públicos en Murcia. Gozarían de una calefacción adecuada, en estos duros días de inviernos, y otras menudencias por el estilo de las que sus hijos no pueden gozar, pero si los que disfrutan de enseñanza concertada y privada. COLEGIOSPor cierto, que debe de ser muy duro para los padres que conocen todo esto, que saben de las carencias de los colegios de sus hijos, llegar a la conclusión de que con sus impuestos (en este país todos tenemos que pagar impuestos, menos algunos) se pagan esas calefacciones e instalaciones de las que sus hijos carecen.

Las comunidades que más dinero aportan por alumno de centro concertado son País Vasco, Navarra, Cantabria y, sí, Murcia. Por cierto, País Vasco y Navarra se encuentran en los dos primeros lugares de nivel de vida en España. Cantabria el cuarto. Murcia el sexto por la cola, incluidas Melilla y Ceuta. ¿No es para pensar, y no bien?

Publicado en La Opinión, de Murcia, el 6-12-2017

A %d blogueros les gusta esto: